La Universidad Austral de Chile fue la casa de estudios que estuvo a cargo de la conformación de un grupo de académicos, expertos en el manejo de fauna silvestre en los humedales, con el objetivo de poder entregar asesoría a las autoridades nacionales y regionales, respecto a los ataques de lobos marinos a cisnes de cuello negro en sectores del Humedal del Río Cruces.

Recordemos que, desde el mes de septiembre las autoridades, junto a una mesa de expertos, han realizado reuniones con especialistas, servicios públicos y representantes de la ciudadanía. Lo que ha determinado el perfeccionamiento del plan de acción que busca solucionar la negativa interrelación entre ambas especies.

Según la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza, el estado de conservación del cisne de cuello negro a escala global es de preocupación menor. Sin embargo, y además de su innegable carisma social especialmente en Valdivia, es la especie más emblemática del humedal y una de las especies por la cual parte del Humedal del Río Cruces está incluido dentro de la Convención Ramsar como Humedal de Importancia Internacional. Por lo tanto, el cisne de cuello negro es una especie esencial del humedal.

En este sentido, se han definido tres etapas en las que se pretende trabajar a corto plazo para poder sacar finalmente a los Lobos Marinos del Santuario de la Naturaleza Carlos Andwanter, las que se realizarán desde el 12 al 19 de noviembre, donde realizarán la identificación definitiva de los individuos problema, a través de su seguimiento y foto identificación.

En segundo lugar, del 20 al 30 de noviembre, se espera pasar a la remoción inmediata de los lobos marinos, a través del rescate y relocalización de los individuos previamente identificados.

Para esto último se usarán dardos con sedantes disponibles en el país, que permitan su rescate, traslado, marcaje y relocalización a lugares previamente definidos desde donde no puedan regresar a Valdivia ni causar daños en la localidad, lo que podría suceder finalmente entre el 3 y 7 de diciembre.

El Intendente de la región de Los Ríos, César Asenjo, dijo que “en esta ocasión la directora nacional de Sernapesca, nos ha apoyado en un convenio de colaboración y trabajo con la Universidad Austral de Chile, por medio del cual se ha emanado un informe por la facultad de Ciencias Veterinarias de la casa de estudios. Con esta información se va a reenfocar la estrategia para enfrentar la intersección entre lobos y cisnes”.

En tanto, la directora nacional Sernapesca, Alicia Gallardo, dijo que “en el alero de esta mesa nosotros convocamos a la Universidad Austral con sus expertos, tanto en el ámbito ecológico como en medicina veterinaria, para que evaluaran los antecedentes y presentaran una propuesta de acción. A raíz de ello fue entregado un informe que cuenta con medidas a corto, mediano y largo plazo. Nosotros vamos a participar en la identificación de los lobos, captura y relocalización, en un procedimiento que será trabajado entre los equipos regionales y la UACh. Junto a esto estaremos realizando en diciembre un seminario con el NOAA para poder compartir experiencias de otros países para poder evitar futuras interacciones entre especies”.

Dentro de las medidas a mediano y largo plazo, se busca no sólo solucionar el problema, sino que además entenderlo a cabalidad para poder adelantarse a posibles situaciones similares que puedan ocurrir entre otras especies.  Teniendo en cuenta esto, se realizará un taller sobre la interacción de los lobos marinos con los cisnes, esto con expertos del NOAA, organizado por Sernapesca durante la segunda semana de diciembre.

El diseño y desarrollo simultáneo de un programa de educación ambiental, a través del Centro de Humedales Río Cruces/UACH. Para poder dar a conocer a la ciudadanía como funciona el humedal y las especies que lo conforman.

Por último, un monitoreo de la dinámica espacio-temporal de los cisnes de cuello negro en el humedal del río Cruces para evaluar el grado de afectación de la población de estas aves acuáticas, lo que se coordinará entre la UACh y el SAG.