gripeEl organismo estableció una estadística a raíz de los casos que se presentaron en América del Norte y polarizó los efectos al llegar el invierno al hemisferio Sur.
A través de una alerta pública, la Organización Mundial de la Salud (OMS), considera que debido a que “la temporada 2013-2014 de influenza en el hemisferio norte se caracterizó por un predominio de circulación de influenza -A(H1N1)pdm09 – y por afectar principalmente a adultos jóvenes”, los estados miembros deben tomar en cuenta este escenario y reforzar sus medidas de prevención, el fortalecimiento de los servicios de salud y de la vigilancia epidemiológica.
Como preparación para la temporada de influenza en los países de América del Sur y el Caribe, donde según la Organización se podría presentar una situación similar a la del hemisferio norte, la OMS recomienda a los países que adopten las previsiones necesarias en vacunación contra la influenza estacional para alcanzar a la mayor proporción de la población de riesgo.
En detalle, la OMS pide a sus miembros que las mujeres embarazadas tengan la más alta prioridad a través de campañas de vacunación, debido a su vulnerabilidad.
LOS REGISTROS
La OMS informó que en Canadá, en relación con las hospitalizaciones, tuvieron lugar 1.250 hospitalizaciones asociadas a influenza, correspondiendo el 88%a casos por A (H1N1)pdm09. En medio de ese escenario, más de tres cuartas partes de las hospitalizaciones y aproximadamente el 80% de los ingresos en la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI) se dieron en el grupo de pacientes de 45 o más años de edad. Los registros advierten que el 73% de los ingresados no había sido vacunado.
En Estados Unidos, el virus predominante también fue influenza A (H1N1)pdm09 y aproximadamente el 61 % de las hospitalizaciones por influenza tuvieron lugar en personas de 18 a 64 años, por encima de lo registrado en la anterior temporada de influenza en la que predominó el virus influenza A (H3N2).